Premios y homenajes

Reconocimiento al Mérito Editorial

Responsive image

2004

Roberto Calasso

(Italia, 1941)

Roberto Calasso (Florencia, 1941) es presidente de la editorial Adelphi, en donde labora desde 1962. El sello se inauguró con la obra de Nietzsche, hasta entonces clandestino en Italia, asentando la personalidad que lo acompaña desde entonces, además de la firme línea editorial que alberga diversas tendencias, géneros y épocas de la creación intelectual, siempre con un canon estricto, que va desde lo medioeuropeo, de la mano de Berberova y Canetti, a lo oriental, con obras chinas, tibetanas y japonesas.

Los adelphianos son libros impecables en papel, impresión y tipografía, y no es menor la pulcritud en aspectos de contenido. La unidad y el gusto del catálogo de Adelphi Edizioni conforman una obra finamente articulada, que incluye entre sus joyas narrativas y estilísticas a las colecciones "Classici" (Goethe, Kant, Montaigne, Schopenhauer, Stendhal), las obras completas y el epistolario de Friedrich Nietzsche, la "Biblioteca Adelphi" (autores clásicos, en donde se incluyen Auden, las obras completas de Borges y Canetti, Cioran, Faulkner, Genet, Jünger, Kafka, Kipling, Kundera, Manganelli, Milosz, Nabokov, Naipaul, O´Brien, Perutz, Pessoa, Rilke, Roth, Sacks, Sciascia, Simenon, Tolkien, Valéry, Walser y Yeats), la "Biblioteca Filosofica" (Colli, Heidegger, Severino y Wittgenstein) y la "Narrativa contemporanea" (Bachmann, Bernhard, Jaeggy, Mattioni, Morselli, Vigevani, Wilcock).

Gracias a Adelphi Edizioni, el mundo del libro ha recuperado la obra de escritores como Sándor Márai, alentado los inicios literarios de Bruce Chatwin, y difundido la imponente obra de italianos como Leopardi y Manganelli.

El pensamiento de Calasso difícilmente puede ser etiquetado. No responde a ninguna de las escuelas ni corrientes de pensamiento actuales. Es un editor y escritor peculiar; aun cuando en la obsesión por intentar catalogarlo, se le ha tratado de alinear con los postmodernos; sin embargo, cuando alguien le preguntó si se consideraba afín a esa corriente, él contestó: "Nunca he sentido en mi vida la necesidad de usar la palabra postmoderno".

A la manera clásica, Calasso posee un saber múltiple. Conoce perfectamente a los clásicos griegos, los vedas y el budismo, a la vez que a los franceses del siglo XIX y a Marx, Stirner, Heidegger, Adorno, Kraus, Freud, Benjamin, Walser y Canetti, por nombrar sólo algunos.

Calasso es un "iniciado" que se limita a jugar con el saber sin pretender proponer ningún sistema, eso se lo deja a la ciencia. De igual manera, tampoco podemos decir que sus libros tengan una forma determinada. Lo más aventurado, sin desvirtuar su pensamiento, sería parafrasearlo y decir que vive inmerso en la "Literatura Absoluta".

Es autor de los siguientes libros: El loco impuro (1974), La ruina de Kasch (1983), Las bodas de Cadmo y Harmonía (1988), Los cuarenta y nueve escalones (1991), Ka (1996), La literatura y los dioses (2001), K. (2002), Cento lettere a uno sconosciuto(2003) y La locura que viene de las ninfas y otros ensayos (2004).